“No necesito pedir un helado”.


Calle de Italia

Para mí segundo viaje a Europa decidí aprender italiano.


Mi divertido formato preocupaba a mis hijos.


Incluía desde como decir “yo soy la Princesa”, hasta aclarar que “ya no había dragones en el reino”.


Según ellos con semejante italiano no pediría ni un helado.


El viaje me tenía tan emocionada que poco caso les hice.


Me mantuve fiel a mi curso y seguí aprendiendo mis extrañas palabras.


Palabras que creaban en mi mente situaciones que sólo yo entendía y me divertían.


Seguramente en una Italia medieval habría sido toda una erudita, pero no en la actual.


En la actual no pude pedir ni un helado, y en nada me importó.


Con reírme, señalar y mirar fijo al guapo tendero, descubrí que me despachaban primero que a todos.


Gracias a mi minúsculo curso me di cuenta que “una a una” vamos llegando a la meta.


Una maravillosa meta con una característica muy muy única.


Y es que lo que “hacemos” no tiene que tener sentido para nadie, más que para nosotras mismas.


Me di cuenta que realmente estamos viviendo la mejor etapa de nuestra vida.


Una etapa en la que “pedir un helado” en otro idioma no es lo importante.


Lo importante es que ya no haya “dragones” en nuestra mente.


Y si hoy, martes 21 de julio de este tan “extraño” 2020, aún te suenan raras mis palabras, y tu día a día es todo, menos “tu mejor etapa”.


Abre el Broshure que escribí para ti,

https://www.mujersinequipaje.com/que-es-agenda-autoestima


En el que te cuento como te puedes beneficiar de Agenda Autoestima, el hermoso y completo Programa en el que yo misma te voy a enseñar como ser una “Mujer sin equipaje”.


❤️🙂❤️


Si te encantó este post y crees que le puede ayudar a alguna mujer, te doy las gracias por compartirlo.


Dios te bendiga en todo y gracias por leerme.


Con todo cariño,

Tatiana



14 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo