“De la noche a la mañana ”.

Me conozco tan poco que a veces le pido a Dios tonterías. Supongo que cuando me escucha pedir y volver a pedir una y otra vez lo mismo, horrorizado sonríe sin entender porque me empeño en bobadas que solo me perjudican. Hace un año mi vida era básica. Se componía de comer, llorar y dormir. Repitiéndose una y otra vez lo mismo, solo que el llorar lo hacia cada vez con mayor intensidad. En enero del año pasado erróneamente hubiera dado todo porque mi vida no cambiará y siguiera tal cual iba. Intentando y reintentando que mi relación funcionará una y otra vez. Desgastándome y hasta frustrándome con tal de no quedar sola. Me repetía que si hubiera hecho esto o aquello las cosas hubieran durado, y seguramente así habría sido, pero no lo fue. Entendí que cuando hay que “intentar y tratar” es porque las cosas ya no son, no funcionan ni funcionarán. Si hace un año me hubieran dicho que al dueño de mis desvelos le diría tras tanta insistencia por volver, -estoy mejor sin ti, no lo hubiera creído. Y menos hubiera creído que fuera cierto; que llegaría esa mañana en que me sentiría realmente bien. Como sucedió? Como lo logré? Fue simple. Deje que el tiempo siguiera su curso. Entendí que todo toma “tiempo”, y que de la noche a la mañana lo único que se consigue es el amanecer. Si te gustó mi post, escríbeme, y si te encantó y crees que le puede ayudar a alguien, me gustaría pedirte que por favor lo compartas. Muchas bendiciones y gracias por leerlo. ❤️😊❤️ Para más anécdotas personales, que llevan mensajes positivos, dale like y sigue mi página de "mujer sin equipaje". www.mujersinequipaje.com Lugar: San Carlos ❤️😊❤️ #mujersinequipaje

56 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo