"Culpas que si son culpas".


Quizás a ustedes no les pase, pero a mi si.


A lo largo de los años con mi “escoba” barrí culpas.


Culpas grandes de decisiones inentendibles, que por más que quiera olvidar, jamás olvidaré.


Con mi constante búsqueda de la perfección logré todo, menos sanarme.


Y es que eso de ocultar las culpas reales debajo de una “alfombra”, para pretender que nadie las encuentre, se convierte en invivible.


De todo este proceso en el que cada día suelto mi equipaje, aprendí que hay “culpas que sí son culpas”.


Y entendí que en ocasiones son tan grandes, que la única forma de manejarlas es dedicarnos a transformarlas.


Porqué si de los aciertos nadie aprende, pues de los errores si.


Y que si bien es cierto, nada haremos con nuestras culpas, pues mucho haremos al contarlas.


Porque contándolas las transformaremos en hermosos “legados”.


Hermosos y fuertes legados que cambiaran la vida de Mujeres que quizás hoy se debaten entre decisiones.


Y que a lo mejor algún día, nos digan que, lo que una vez fueron nuestros errores, fueron la base de sus “aciertos”.


Dedicado con enorme amor, a ti que confiaste en mi.


Si hoy no cuentas con la autoestima que te gustaría, inscribete en "Agenda Autoestima", un precioso y completo Curso en el que te mostraré como convertirte en la protagonista de tú vida:


https://www.mujersinequipaje.com/que-es-agenda-autoestima



Gracias porque al compartir este Post, hoy estarás ayudando a alguna Mujer.


Que Dios te bendiga y gracias, porque al leerme, me estás dando la oportunidad de escribir.


Con enorme cariño,

Tatiana

68 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo