“Conmigo no cuenten”.


Los personajes de Vanessa Montfort, en “Mujeres que compran flores”, me agradan.


Si hoy me metiera en un relato, quisiera ser “Marina” navegando el “Peter Pan”.


Hablar de “las expectativas” no era el problema.


El problema era hablar de “mis” expectativas.


Detestaba cuando los imprudentes me preguntaban por “ellas”.


Seguro lo hacían adrede.


-Que necios, pensaba, si a simple vista se ve que “no las tengo”.


Y cómo no las tenía, optaba por justificar todo cuanto hacía.


Mi cabeza elaboraba complejas elucubraciones, en las que explicaba porque dedicaba, no sólo mi tiempo, sino hasta mi “sobretiempo”, haciendo esto, o aquello para los demás.


Seguro lo preguntaban para poner a prueba mi “cordura”.


Quizás esperaban que un “gran día” me declarará “loca”, y me dedicará simplemente a cumplir “mis expectativas”.


-Que complicados eran.


No entendían “mi situación”.


Dedicarme a cumplir “mis expectativas” implicaba:


Primero conocerlas, y yo aún no tenía ese “gusto”.


Y segundo, hacer todo para lograrlas.


El solo “pensarlo” traía desencanto a mis días.


Un desencanto que evitaba, ocultándome de lo que quería, y dedicándome a los de demás.


Dicen que las cosas cambian y es cierto.


Tan cierto como esas “sacudidas mentales” que nos da la vida, componiéndonos, hasta que entramos en “razón”.


Y en razón entramos, cuando dejamos de lado ese miedo ininfundado, de conocer y encarar de frente aquello que queremos.


Por eso hoy, cuando aún insisten en preguntarme, si puedo hacer un “esto o aquello” que me aleja de mis expectativas, sonriente y mirando fijo contesto:


- “Conmigo no cuenten”.


Ni conmigo ni con ustedes, porque salimos a navegar por la vida.


Cada una de nosotras va al mando del “Peter pan” con sus expectativas en el bolsillo, respirando libertad.


Si te encantó este post y crees que le puede ayudar a alguna mujer, te doy las gracias por compartirlo.


❤️🙂❤️


En el siguiente link te cuento un poco de mí, y de como fui soltando el "equipaje emocional":


https://www.mujersinequipaje.com/libros


Gracias por leerme, que Dios bendiga.


Con enorme cariño,

Tatiana


124 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo